Puente de la Autonomia

Fotografia realizada por José Rabanal Santander


Se trata del tercer puente sobre el río Guadiana de Badajoz. Su función es la de dar salida a la zona este del casco histórico, entonces profundamente degradada y que a partir de este puente comenzó a repuntar. Enlaza con la carretera EX-100 que une Badajoz con Cáceres, y con el polígono industrial El Nevero, situado en la margen derecha.

La obra, un proyecto de Javier Manterola y la oficina Carlos Fernández Casado, ejecutada por Huarte y Carija, fue ejecutada entre 1988 y 1990, con un coste de 765 millones de pesetas. Se trata de un puente sin alardes estéticos que trata de pasar desapercibido ante la cercanía de la alcazaba pacense, de origen árabe, que domina esa zona de la ciudad. Su tablero presenta una longitud de 320 m con 20,50 m de ancho, albergando dos carriles por sentido y un espacio para las aceras de tres metros cada una. Un error  achacable al proyecto situó su cota demasiado baja, y en las riadas del año 1997 hubo de ser cerrado al tráfico debido al peligro de desbordamiento. Finalmente las aguas se quedaron a medio metro de la superficie del tablero. Fue inaugurado por Manuel Rojas Torres, alcalde de la ciudad de Badajoz y Juan Carlos Rodríguez Ibarra, presidente de la Junta de Extremadura.

En la margen izquierda, en el año 2003, el ayuntamiento pacense situó una glorieta de nueva construcción con una escultura de Luis Martínez Giraldo que representa a tres escritores relacionados con Badajoz y el Guadiana: Jesús Delgado Valhondo, Manuel Pacheco y Luis Alvarez Lencero. En la misma se leen las siguientes frases: “Mi río tiene nombre de mujer y se llama Guadiana (Pacheco)”, “El Guadiana, con falda siempre llena de cielos (Valhondo)” y “Sólo tengo un corazón tan grande como el Guadiana (Lencero)”.

La fotografías aquí expuestas han sido publicadas por los componentes del grupo de Facebook: ESTE ES MI BADAJOZ


Galería de Imágenes



Escribir comentario

Comentarios: 0